viernes, 12 de diciembre de 2008

Yahooo , soy cobrizo

Aunque tarde, meto nuevamente mi cuchara, creo entender el porque Alan buscaba trasladar la discusión hacia otros campos menos polémicos como es el caso del intento de indulto a Magaly. Luego de las enormes barbaridades racistas que soltó en plaza al ceñir y restringir las luchas sociales a un determinado grupo selecto de piel cobriza y vituperar con fiereza a los pituquitos izquierdistas, como él los llama, un arsenal de críticas comenzaron a tomar forma y fueron adquiriendo proporciones amenazantes para la frágil y desnutrida imagen presidencial.
Cuando la ex primera dama Eliane Karp, durante la campaña electoral por la algarabía y fragor del momento dirigió un discurso con un tufillo racista (..pituquitos de Miraflores, mi cholo es sano y sagrado..), al instante la prensa, sí otra vez hablamos de la prensa, criticó con fiereza y aversión las declaraciones de Karp de Toledo; sin embargo ahora, casi en las mismas condiciones y con las mismas palabras, sumando el agravante que el dueño de estas declaraciones sea el presidente de todos los peruanos, la prensa quedó en un mutis total, sin esa capacidad de crítica tan locuaz y acertada e incluso intolerante por momentos que la caracterizaba, pero el ciudadano de a pie no se quedó atrás, ¿O es que acaso, la piel marrón que primó en el gobierno de Toledo generaba tantas antipatías y hacía más sensible a la población frente a los puntos flacos del gobierno de la chacana?, yo solamente pregunto ¿No es cierto acaso, que hoy en día muchos neantherthals, conscientes o no, consideran al cobrizo como una persona de nivel inferior, incapaz por realizar las cosas bien hechas?, yo creo que esto último fue lo que pasó con el gobierno de Toledo, el componente racista fue un factor decisivo en la decadente popularidad y patológica animadversión hacia el presidente que más hizo por el Perú y al que solamente la historia le hará justicia. (Se me salió el peruposibilista)
Retomando el tema de García, un presidente gobierna para todos, independientemente de la cantidad de melanina que haya en la piel de los ciudadanos, un verdadero peruano, es simplemente aquel que se siente tal, si tomamos en cuenta la tesis de García, todo su gabinete entraría en colapso al "no ser peruano" pues son de piel blanquita y según García "No son verdaderos peruanos", al no tener la piel cobriza. ¿Quiere el presidente reivindicar el color cobrizo? preguntémosle a Lora, sí, el de la patadita.
En el mundo de "Garciapolis" yo tengo las de ganar, pues soy de piel cobriza, bien vale la interjección del título de este post.

PD: adjuntamos en esta entrada, el cobrizometro, para que midas tu nivel de peruanidad, además de una figura armable de nuestro presidente García probándose los distintos tonos de marrón que combinen con su corbata.

1 comentario:

Anónimo dijo...

ALAN SIEMPRE OPINANDO SOBRE SU SEUDOIDENTIFICACION CON EL PUEBLO ALEGANDO SU EMPATIA CON EL .COMO EL ES UN CLASEMEDIERO,UN BLANCO SIN SER UN PITUCO,DE PELO NEGRO SIN LLEGAR A SER UN CHOLO, QUE LE QUEDA PUES.SEGURAMENTE SE REFERIA A LA IZQUIERDA CAVIAR QUE DEFIENDE A LAS VICTIMAS DE LA GUERRA INTERNA(CASO CANTUTA)O PO QUÉ NO A PITUCOS DE UNIVERSIDADES PRIVADAS REALIZANDO AYUDA SOCIAL, PIENSO YO.SIN EMBARGO CREO QUE A LA HORA DE RECLAMAR NUESTROS DERECHOS DEBEMOS ESTAR TODOS UNIDOS CHOLOS,NEGROS,BLANCOS,SECTOR A,B,C,D,ETC.